Valencia – 10 Actividades Originales Para Disfrutar Durante Fallas

Valencia

¿Te has parado a pensar alguna vez lo que debe pensar el visitante extranjero que llega a Valencia el 19 de marzo y descubre atónito los cientos de Ninots que sucumben a las llamas? ¡Imagínate, menudo “shock”!

Un año más, vamos a disfrutar muchísimo de esta fiesta que tiene al resto del planeta tan intrigado con nuestra peculiar manera de celebrarlo: mascletàs, ofrendas, música, pólvora, ninots, pasacalles, conciertos,… y buñuelos (muchos buñuelos) 🙂

Aunque a veces, nos apetece una escapadita para disfrutar de un momento tranquilo y alejado de la multitud y el jolgorio. Afortunadamente, esta ciudad te ofrece varias actividades alternativas!

1. Disfrutar de las maravillas del Reino Animal

¿Aún no has llevado a los peques al Bioparc? Es un parque zoológico que reúne a distintas especies de animales. Es un lugar ideal para que los más pequeños conozcan una gran variedad de animales en un entorno natural y sostenible.

Bioparc de Valencia

Foto: c46rlitos

Si eres más de mar que de tierra, tal vez prefieras disfrutar de tu rato de sosiego en el Oceanografic de Valencia,  el acuario de agua salada más grande de Europa. Es el hogar de 51 especies, con más de 1350 ejemplares, entre los que destacan los impresionantes tiburones toro, tiburones grises, tiburón nodriza, musolas, pez sierra, pez luna, carángidos, etc.

Si lo que buscas es alejarte de las multitudes, y además tienes la titulación de buceo, te lanzamos un reto: ¡bucear con tiburones! Sí, estamos seguros que una vez superados los nervios iniciales, la experiencia de bucear con tiburones te va a brindar esa serenidad que no conseguías encontrar en las calles de Valencia.

Bucear con tiburones - Valencia

2. Ver la provincia desde el aire

Y hablando de sosiego…

¡Ninguno como el que respirarás a 3000 pies de altura volando sobre la encantadora huerta valenciana, y las imponentes sierras y parques naturales de nuestra afortunada provincia!

Pilotar una avioneta en Requena

¿Cómo? Muy sencillo, puedes, o bien pilotar una  avioneta,  saltar en paracaídas en el aeródromo de Castellón, el más cercano a la playa y con la mejor meteorología de Europa. También puedes volar con nosotros en parapente, una sensación indescriptible de paz y serenidad. A cuál de todas más emocionante, ¿Qué te parece? ¿te apuntas?

Salto en paracaidas - Castellón

3. Probar la exquisita gastronomía Valenciana

¡Las Fallas son las Fallas, y hay que celebrarlas a lo grande!

Así que, deja los churros, los buñuelos, la horchata y el agua de Valencia de lado un día, y date el lujo de celebrar la belleza de nuestra tierra y de sus productos disfrutando de una auténtica paella Valenciana en el Palmar,

Paella Valenciana

…o probando nuestros cuatro restaurantes con estrella Michelin o visitando una bodega en Requena para degustar algunos de los vinos y cavas más exquisitos de toda España entre las icónicas huertas y viñedos de la bella comarca de Utiel-Requena.

Visita a bodegas - Requena

¡Anímate, date ese pequeño lujo gastronómico, aunque sea solo una vez al año!

4. Visitar la Albufera

Hablar de ambientes que inviten a la relajación y al sosiego en Valencia, y no hablar de La Albufera sería pecado.

Nuestro precioso “marecito” nos regala paisajes de belleza incomparable, especialmente al ponerse el sol.  Un lugar excepcional para olvidarse del bullicio de nuestras calles, y así ayudarte a recobrar la energía que necesitas para seguir con la gran fiesta fallera

Una paellita en cualquiera de los icónicos restaurantes locales, un bonito paseo en barca, a pie o en bici, y ¡cómo nuevo!

5. Visitar las ruinas de Sagunto.

¿Y qué te parece una mini excursión a una de las ciudades más históricas de toda España?

Sagunto

Efectivamente, te hablamos de la estratégica Sagunto: cuna de civilizaciones íberas y romanas, tierra de leyendas y de héroes. Piérdete por el Teatro Romano, las ruinas del Castillo, la muralla, y el entramado de calles medievales del casco antiguo de la ciudad y de la antigua Judería.

Y cuando el hambre apriete,  encontrarás todas las exquisiteces valencianas que te apetezcan, y más, en el Puerto de Sagunto.

¿Listo para echar ese reloj atrás unos cuantos siglos?

6. Visitar uno de sus curiosos museos

En Valencia, tenemos algunos de los museos más sorprendentes de España, de eso no cabe duda. Desde el Museo del Arroz de Valencia (¿¡cómo no?!), hasta el Museo Pirata Cova del Dragut, pasando por el Museo L’Iber de los Soldaditos de plomo: museos para todos los gustos, donde podrás dejar de lado por un momento la grandiosidad de los Ninots para apreciar la belleza de lo diminuto y detallado. ¡Un verdadero contraste!

Museo L’Iber de los Soldaditos de plomo

Foto: Joanbanjo

7. Disfrutar de la primavera en uno de los hermosos jardines de la ciudad

¡Qué afortunados somos los valencianos!

Tenemos el gran privilegio de poder admirar la bellísima naturaleza mediterránea en los muchos parques que se extienden por nuestra capital. ¡Eso no lo pueden decir muchos!

Empezamos por el Jardín del Turia, el parque más extenso y más visitado de toda España, ¡por algo será! Paséate por sus puentes, a cuál más encantador, y sus parques y monumentos adyacentes como el Palau de la Música, el Bioparc, y la Ciudad de las Artes y las Ciencias.

Jardines de Turia

 

Pero espera, que para el que busca tranquilidad, Valencia tiene mucho más por escoger, empezando por los Jardines del Real (o Viveros),  el Jardín de Monforte con todo su encanto neoclásico, y los encantadores Jardines Botánicos de la Universidad de Valencia, cuya exótica vegetación te transportará momentáneamente a las junglas salvajes de países lejanos.

Jardines de Monforte

Foto: Bultro

8. Ver la ciudad desde el Mar Mediterráneo al atardecer.

Y tras ese ajetreo inevitable que viene con un día de Fallas, un atardecer en el puerto. ¿Te imaginas una manera mejor de poner punto final a un día perfecto? ¡Nosotros sí! ¿Cómo?

Disfrutando de la puesta del sol navegando en el propio Mediterráneo.  Eso sí que es insuperable.

Excursión en el mar

9.Ver un juego de Trinquet

Por la mañana, admiramos los Ninots en las calles de la capital mientras saboreas un vaso de horchata con unos deliciosos fartons, o si lo prefieres unos buñuelos recién hechos con chocolate caliente en mano. Y por la tarde, un buen partido de Trinquet, un deporte típico valenciano.

¿Te parece un buen plan?

Relájate viendo a los jugadores correr la longitud de la larguísima pista intentando devolver la pelota al rival por encima de la cuerda frente a la exaltada multitud local.

¿Que no es la manera ideal de perder el gentío de las fiestas?

Puede que tengas razón, pero desde luego es una manera estupenda de rematar tu sentimiento de orgullo por esta tierra y sus tradiciones.

10. Pilotar una súper máquina

Para finalizar, y equilibrar el bajón que sabemos que te va a dar después de La Cremá del día 19, te proponemos un evento que volverá a disparar tus niveles de adrenalina: ¡pilota tu súper máquina favorita en el Circuito de Cheste el 20 de marzo!

Conducir un Ferrari en Cheste

¡Has leído bien!

Conduce el coche de tus sueños con tus propias manos: Ferraris, Lamborghinis, Porsches… ¡incluso podrás vivir la emoción exhilarante que se vive detrás del volante de un Formula 2.0!

Fórmula 2.0 - Circuito de Cheste

La mejor manera de despedir las Fallas del 2016.  Es una oportunidad única.

¡Te esperamos en Cheste!

Pilotar un supercoche - Circuito de Cheste

¡Felices Fiestas!